Sitio de la Asociación de Universidades Grupo Montevideo

Foto: UCUR/Udelar
Foto: UCUR/Udelar

Segunda Escuela de Verano sobre evaluación institucional, planeamiento estratégico y gestión universitaria de AUGM

Del 11 al 15 de noviembre en Udelar, Montevideo, Uruguay

Después del éxito de la primera experiencia en 2018, el Núcleo Disciplinario Evaluación Institucional, Planeamiento Estratégico y Gestión Universitaria de la Asociación de Universidades Grupo Montevideo (AUGM) vuelve a realizar una Escuela de Verano en la Universidad de la República (Udelar, Uruguay), esta vez orientada a los contenidos prácticos de los procesos de evaluación, planeamiento y gestión universitaria.

La actividad, que se lleva a cabo desde el 11 al 15 de noviembre, hace énfasis en los procesos de mejora continua, monitoreo de planes, comunicación institucional e internacionalización de la Educación Superior. Para ello, el cuerpo docente de la EVI está compuesto por integrantes del Núcleo, profesores de universidades extranjeras y otros organismos y por docentes de la Udelar con experiencia en la temática.

Vea el programa de la EVI aquí 

La apertura del encuentro contó con la participación del rector de la Udelar, Rodrigo Arim, el secretario ejecutivo de AUGM, Álvaro Maglia, y el delegado asesor del rector, Gonzalo Vicci.

Vicci dio la bienvenida a los presentes y expresó solidaridad desde la Universidad con «aquellos representantes de universidades que no pudieron asistir, dada la condición sociopolítica de muchos de nuestros países hermanos«.

Maglia explicó que la finalidad de este encuentro es la articulación entre universidades en un ámbito académico común y es necesario «caminar» con el conjunto de AUGM, su programa, sus actividades, y sus ámbitos de gobierno y gestión institucional para conseguir ese objetivo.

Esta es la segunda Escuela de Verano – Invierno, indicó, que tiene que formar condiciones de mejora en lo que refiere al planeamiento, la gestión y evaluación de las universidades. Por otro lado, procurará conseguir estímulos interinstitucionales que permitan que las metas fundamentales se cumplan o mejore su cumplimiento, a partir de la implementación de un plan diseñado a esos efectos.

Retomando lo planteado por Vicci, dijo que «en el marco de una región convulsionada deben fortalecerse nuestros vínculos para pensar en tiempos mejores para nuestra región«.

Arim señaló que AUGM es una entidad que nuclea universidades públicas de la región para compartir saberes, experiencias e intercambiar sobre distintas dimensiones que hacen a la vida universitaria, y llamó a aprovechar la Asociación como «espacio de encuentro particularmente relevante« para la evaluación institucional de las universidades.

Sostuvo que las universidades se encuentran en un momento bastante peculiar por la banalización de lo que se entiende por evaluación y por identificación de las virtudes relativas de las universidades. «Parece que la forma de aproximarse a la calidad y al aporte relativo de una institución se vincula a los rankings internacionales o a mecanismos de acreditación de agencias privadas«, afirmó. Desde las universidades rechazar estas formas de aproximarse a la temática requiere «ser capaces de formular desde la propia crítica universitaria cuáles son los canales de evaluación interna y externa valederos en la región».

Asimismo, según Arim las universidades no pueden aislarse de la coyuntura regional, sino que deben formular sus propias respuestas. «Vamos a hacerlo en la medida en que combinemos simultáneamente una práctica de autonomía que no puede ser un grito de independencia de la sociedad, porque somos parte de las sociedades en que vivimos, y tiene que ser necesariamente intercambio con nuestros pares«, explicó.

Las ausencias en esta escuela también son significativas, expresó. «Que haya colegas de Bolivia y Chile que no puedan estar presentes por la situación que atraviesan esos países nos debe llamar a la reflexión: los déficit democráticos y los quiebres institucionales que algunos creían parte del pasado en América Latina vuelven a emerger con rivetes autoritarios muy marcados», señaló Arim. «Las soluciones para la región solo pueden venir con más democracia, nunca con quiebres institucionales», concluyó.

Con información de UCUR/Udelar